Inicio

Embarazo inseperado

Resumen de noticias

Mujer Nueva

Revista virtual

El verdadero amor espera.

El verdadero amor espera.

El 6 de Mayo de 1995, en Chicago, Illinois US, el Rev. Padre Alex Peloso, CS en colaboración con un grupo de jóvenes comprometidos iniciaron la evangelización de la virtud de la castidad, bajo el lema "El Verdadero Amor Espera" (EVAE). En esta fecha, el primer grupo de 45 jóvenes hizo el voto de castidad en la Iglesia de Santa María Addolorata en Chicago y desde entonces EVAE ha estado evangelizando en las distintas iglesias de Illinois, California, South Carolina, North Carolina, y Estados de México.

Hasta el año 2003 más de 4200 jóvenes han dicho SI a Dios al comprometerse a vivir una vida fuera de relaciones sexuales hasta el día de su matrimonio. Estos jóvenes han proclamado durante la misa el gran valor que tiene la sexualidad así como sus beneficios al esperar.

En 1998 EVAE realiza su primer retiro en el estado de Puebla, México. En este mismo año en Los Ángeles, California se realizan 5 retiros de castidad. En Julio de 1999 el grupo juvenil de formación Pro-Vida "Genesaret" realiza su primer retiro EVAE en el Estado de México, donde 73 jóvenes hicieron su Voto de Castidad. En Julio 1 del 2001 en Madera, California se realiza el primer retiro EVAE en el cual 49 jóvenes tomaron su anillo de castidad. Desde 1995 EVAE Chicago, México y California han realizado alrededor de 49 retiros.

Nuestra mision

" El Verdadero Amor Espera" (EVAE) es un movimiento católico juvenil dedicado a conscientizar a los jóvenes acerca de la importancia de la sexualidad como plan de Dios y cuyo objetivo es de ayudarles a vivir la castidad como un estilo de vida hacia el matrimonio.

EVAE cree firmemente que la formación en la castidad, a través de un modelo educativo y espiritual, traerá beneficios emocionales y psicológicos, sociales y familiares, eclesiales y espirituales.


Reflexión dedicada a los grupos existentes del Verdadero Amor Espera:

Antiguamente los hombres vivian en grupos homogéneos surgidos más o menos de la misma familia y con las mismas raíces. En estos grupos, la tribu, el pueblo, se hablaba la misma lengua, se vivan los mismos ritos y tradiciones, se tenia el mismo modo de vida y se tenia la misma idea de Dios. Eran solidarios entre si. Esta solidaridad venia al mismo tiempo de su carne y sangre y de la necesidad de una colaboración para procurar los bienes de la vida y para defenderse contra los ataques de los vecinos enemigos y de los peligros naturales. Así mismo, en las primeras comunidades cristianas se vivía un estilo de vida más o menos parecido. Es decir, Jesús vino a crear una nueva familia fundamentada en el amor verdadero. Los discípulos de Jesús tenían la misma fe, el mismo ideal, la misma misión y los mismos valores de vida.

A través de los tiempos, el Espíritu Santo, ha continuado su obra de salvación al inspirar a muchos hombres y mujeres a seguir el evangelio de Jesús de una manera radical. A consecuencia de esto, han surgido muchos santos, beatos, mártires, sacerdotes, religiosos(as) y laicos altamente comprometidos. Muchos de ellos han tenido una misión específica que cumplir en su Iglesia. Muchos de ellos formaron comunidades religiosas o grupos que han perpetuado el evangelio del amor. El Espíritu Santo, inspira a las personas indicadas y en el tiempo apropiado, para dar respuesta a cierta problemática que el hombre/mujer esta viviendo en su mundo actual.

En nuestro mundo moderno vivimos una crisis en cuanto a la sexualidad. Millones y millones de personas están adquiriendo una enfermedad de trasmisión sexual, miles y miles de jovencitas salen embarazadas antes de casarse. Miles de personas se ponen deprimidas porque se han dejado utilizar sexualmente por su novio(a). El templo de Dios o sea el cuerpo humano se ha convertido en una casa sucia y en proceso de destrucción. A si mismo, miles de niños son abusados sexualmente por adultos. Miles de humanos en proceso de desarrollo están siendo abortados por padres sin escrúpulos. Las desviaciones sexuales (relaciones sexuales con niños, relaciones sexuales con animales, con cosas, homosexualismo, masoquismo, etc.) cada vez mas están atacando a la dignidad de la persona humana. Estamos siendo bombardeados por los medios de comunicación con millones de mensajes sexuales, muerte y violencia. El plan de Dios, plan de vida y amor, esta siendo pisoteado, maltratado por el mal uso del gran don que El nos ha dado, la sexualidad con la capacidad de dar vida y vivir en amor.

El nacimiento de los grupos de EVAE no es una coincidencia sino una providencia de Dios. El Espíritu Santo sabe lo que hace. Cada integrante que pertenece al comité central ha venido porque ha entendido que Dios lo ha llamado a dar respuesta al clamor de su pueblo. EVAE existe para los demás, para guiar al joven hacia Jesús a través de la vivencia de la castidad. En la comunidad de EVAE los miembros tratan de salir de las tinieblas del egocentrismo a la luz del amor verdadero. No somos un grupo estéril que no produce frutos.

No somos un movimiento aislado de los demás grupos y ministerios apostólicos. Somos una comunidad que tiende hacia el servicio en la castidad hacia los demás comunidades. Si el amor es tender uno hacia el otro, es también tender los dos hacia las mismas realidades, hacia la misma misión, es esperar y querer las mismas cosas; es compartir el mismo pan.

Por tanto, nuestro gran deseo es que los otros se realicen plenamente en los caminos de Jesús, que todos seamos fieles al llamado (cual quiera que sea su ministerio), libres para amar en todas las dimensiones de nuestro ser. La comunidad de EVAE quiere dar testimonio de la importancia de la sexualidad y la pureza ante la sociedad. Sentimos que tenemos una buena nueva que anunciar al mundo y que va acompañada con alegría juvenil, verdad y plenitud de vida. Deseamos que miles y miles de jóvenes cristianos vivan su castidad para a si llegar a ser la levadura en la masa de la sociedad humana.
Hasta ahora más de 4000 jóvenes se les ha anunciando la noticia feliz de que la castidad antes del matrimonio es también el plan de Dios. La tierra es mucha y el trabajo bastante. Aunque nuestros comités están formados de pocos integrantes, la misión se esta realizando, gracias a nuestro Dios. Claro necesitamos de más obreros para multiplicar nuestros esfuerzos.

Queremos despedirnos pidiéndole un favor, que nos incluya en sus oraciones diarias, para que este movimiento crezca como la semilla de mostaza. Pedimos a Dios para que usted pueda vivir la aventura del verdadero amor, la aventura de la liberación interior, la vivencia de la pureza mental y la libertad de amar y ser amado.

Salvador Mora
Co-fundador de EVAE
Licenciado en Psicología por la Universidad Autónoma de México, con una especialización en terapia de adicciones de Alcohol y drogas. Esta culminando su maestría en Terapia Matrimonial y Familiar en la escuela "Adler School of Profesional Psychology". Actualmente, es el director ejecutivo de la "Confederation of Spanish-American Workers", organización dedicada a la educación en la Sexualidad y Desarrollo Humano para jóvenes y Padres de Familia. Es Director del Movimiento Católico juvenil "EL VERDADERO AMOR ESPERA" (EVAE). Posee 5 años de formación religiosa con los Padres Carmelitas y la Diócesis de Chicago. Tiene amplia experiencia en Consejería Familiar, Salud Mental y Terapia en Alcoholismo y Drogadicción.

www.evae.org

 

2004® Prohibida su reproducción parcial o total sin previa autorización.
Lee las políticas de privacidad.